h1

Susan Boyle, of course

25 abril, 2009

Sí, claro, también lo vi.

Estremece, aunque lo hayas visto varias veces… aunque sospeche de lejos que está todo más que preparado y manipulado… aunque parezca una historia de telefilm dominguero de llorar.

Pues eso, que nos gusta más un drama y su redención apoteósica que a un niño un caramelo. Parece todo tan auténtico como una buena historia que te cuentan bien contada, como un libro, una película, un cuento… Pero no… Porque en realidad todo es ficción…

Y porque en el fondo, es bastante probable que ninguno de los besos que le den a partir de ahora sea cierto. Como tampoco es excepcional su forma de cantar…

Es un prejuicio y lo que nos hace parecernos a ella lo que nos conmueve. Es la caída desde el pedestal de ese prejuicio, que nos da una hostia en la cara mientras ella nos pisa con sus zapatos de tacón que parecen un disfraz. Y la vergüenza que sentimos de nosotros mismos. Y es lo que vemos de nosotros en ella.

Es su sonrisa… Como la de cualquiera…

No creo que nadie la recuerde dentro de unos años. Pero así son los sueños… A veces parecen reales, auténticos. Pero no…

Qué buena interpretación de todos…

¿Es que nadie se acuerda ya de Paul Potts?

About these ads

One comment

  1. Atención, chicas, importante anuncio en La Letra Escarlata… NUEVO SERIAL BOLLO, estreno este miércoles ;-)



Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: