h1

Impregnados

14 abril, 2007

Hoy pensaba en lo curioso que es cierto fenómeno.

Una sueña cosas, situaciones, deseos por cumplir.

Repentina y sorprendentemente, esas imágenes te hacen sentir.

Y los sentimientos son muy reales, muy concretos, sólidos. Qué eficacia.

Esos sentimientos se resumen en, simplemente, algo así como felicidad.

Y acabo diciéndome…

Vivimos impregnados de algo que nos hace felices, nos llena, sin estar siquiera, de algo que no es real, no existe, no lo puedes tomar, o guardar o tocar… algo que podría no ser nunca.

Llámalo sueño, futuro, expectativa… llámalo historia por venir, premonición, previsión…

Al final, después del tiempo, la memoria real tiene la misma textura en tu cerebro que cualquier buen sueño.

Y pensarás, después de todo, fui feliz…

Hoy me levanté con una certeza intensa, quizá un sueño, y me dejó impregnada hasta los huesos.

Quién sabe mañana…

hojas amor

Anuncios

One comment

  1. […] los huesos. Y a veces importa más lo que olvidamos y lo que nunca llegamos a vivir. Ya lo escribí en otro lugar: Una sueña cosas, situaciones, deseos por […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: